Cinco lugares que debes visitar en Bangkok | Siamtrails
 
Siamtrails

Cinco lugares que visitar en Bangkok

Son muchas las veces que he tenido que ir a Bangkok por una razón u otra, pero, desde luego, no es el sitio de Tailandia que más me gusta. Esta inmensa ciudad solo admite el calificativo de superlativa: muchísima humedad y calor, muchísima gente, muchísimos atascos y muchísimo caos. Pero, no es menos cierto que hay una serie de lugares que deberíais visitar en Bangkok, si venís de viaje a Tailandia. Seguid leyendo las cosas más importantes que visitar en Bangkok, desde mi punto de vista, que son:

Atracciones en Bangkok

El Palacio Real de Bangkok

Abre sus puertas todos los días  de 8.30 de la mañana hasta las 15.30. El precio de la entrada son 500 baht (unos 12 euros) y nos permite también el acceso, si se hace en días posteriores, al Palacio de Vimanmek, antigua residencia del Rey Rama V. En virtud del  interés que tengáis en conocer este importante enclave histórico, la visita puede durar entre 2 o 3 horas.

El Palacio Real de Bangkok es sin duda el lugar más importante que visitar en Bangkok . Fue mandado construir por el Rey  Rama I (1782-1809), de la dinastía Chakri, cuando este decidió trasladar la capital de Tailandia desde Thonburi a Bangkok. Desde entonces y hasta el año 1925, fue la residencia real de los diferentes monarcas de esta dinastía, conociendo el palacio sucesivas ampliaciones y mejoras.  El actual rey de Tailandia no vive en él y sólo lo utiliza en ocasiones especiales para hacer audiencias o celebrar eventos protocolarios de gran importancia. Como es lógico, cuando esto ocurre el palacio permanece cerrado al público.

Cosas que ver en Bangkok

No se trata de una estructura única, sino de un complejo  que incluye diversos edificios, pabellones, salas, jardines y patios que se extienden a lo largo de sus casi 22 hectáreas, en un recinto rectangular que dispone de 12 puertas, tres en cada vértice. Entre los edificios que alberga, destaca el conocido  Templo del Buda Esmeralda (Wat Phra Kaew), que en realidad no es un templo sino una capilla real, en cuyo interior se encuentra el pequeño, pero famoso, por su gran importancia simbólica, Buda Esmeralda, de unos escasos 35 cm de alto.

Se trata, posiblemente, del Palacio Real más bonito del lejano oriente y, sin lugar a dudas, su visita es obligada si venís a Bangkok. Os dejo un enlace con más información sobre el Gran Palacio de Bangkok, por si os interesa conocer más cosas sobre este antes de visitarlo.

El Templo de Wat Pho

Otro de los lugares que habéis de visitar en Bangkok es el Templo de Wat Pho. Con una ubicación casi adyacente al Palacio Real, es unos de los más antiguos y grandes Templos de Bangkok.  Su interior alberga más de mil estatuas estatuas de Buda, entre las que se encuentra el enorme y famoso Buda Reclinado, de cuarenta y tres metros de largo. Este templo está también considerado como la primera universidad del país, ya que las materias de religión, ciencia y literatura se enseñaban a través de sus murales.

En sus dependencias también se encuentra una de las primeras escuelas conocidas del famoso Masaje Tailandés.  Es más, dentro del recinto podréis comprobar que existen numerosas inscripciones, todavía no descifradas en su totalidad, sobre esta antigua técnica. Os dejo un enlace a un artículo sobre el Templo del Buda Reclinado, para que podáis ampliar esta información.

Abre sus puestas de 8 a 5 de la tarde, con un receso de 12 a 1,  y el precio de la entrada es 100 bahts (Unos 2,5 euros).

Que visitar en Bangkok

Los canales del Rio Chao Phraya y el Templo de Wat Arun

Otra de las cosas más bonitas e interesantes que visitar en Bangkok son los canales, o Klongs, del Rio Chao Phraya. Mientras dais un Paseo en Barca, podréis observar los palafitos y la vida de los habitantes de la ciudad que tienen sus casas en esta zona. Puede ocurrir que, si llueve mucho y sube la marea, algún recorrido no sea del todo factible, ya que la barca no pasa por debajo de los puentes. Pero, en cualquier caso, sólo el Paseo por el Canal grande del río merece la pena. La barca la podéis tomar en el muelle de Tha Chang y os costará unos 1400 bhats (35 euros), incluyendo el trayecto por Wat Arun y los canales. Cuando lleguéis al muelle, a la entrada os ofrecerán la excursión por más dinero. Por lo tanto, no compréis ahí, sino entrad hasta el fondo hasta encontrar una especie de mostradores y negociad el precio allí. Pedid que os dejen en el muelle de Ratchawonse (Aunque encarezca un poquitín el precio de la barca), ya que desde allí podréis llegar caminando en escasos  cinco minutos al Barrio Chino. Durante este Paseo haréis una parada en el famoso Wat Arun o Templo de la Aurora, ubicado en la orilla de enfrente del Rio Chao Phraya, uno de los más venerados del país. Data de la misma época del Palacio Real y su fabulosa estupa de 80 metros de alto de estilo jemer está decorada con cientos de miles  de incrustaciones de porcelana china. Está abierto de 8 a 5 de la tarde y la entrada cuesta  50 bhats por persona (algo más de 1 euro), más 20 bhats por utilizar el muelle.

Templos que ver en Bangkok

Barrio Chino de Bangkok

Otro de los lugares que no os podéis perder en vuestra visita en Bangkok  son  las concurridas calles del Barrio Chino. La calle principal y ancha se llama Yaowarat. Si os dejáis ir por todas las callecitas perpendiculares que salen a izquierda y derecha, podréis ser espectadores de primera fila de la vida cotidiana del barrio, con su bullicio de tiendas, templos, restaurantes y el trasiego de los vendedores ambulantes. Si vais por el día, este es un buen plan para después del Paseo por los Canales y si vais por la noche, no dejéis de entrar en cualquier restaurante que veáis concurrido a comer Dim Sum. Si  os da tiempo podéis bajar la calle Yaowarat hasta llegar al Templo de Buda de Oro, o Wat Thraimit, en cuyo interior se encuentra una majestuosa imagen de Buda de oro macizo. Realmente, la entrada de 100 bahts merece la pena por ver la imagen, porque la arquitectura del templo no es especialmente relevante.

Visitas en Bangkok

El Chinatown con sus bulliciosas calles y su colorido es una visita en Bangkok casi obligada

Casa Museo de Jim Thompson

Se trata de la antigua casa de Jim Thompson, empresario y miembro del servicio secreto americano durante la Segunda Guerra Mundial, que quedó prendado de Tailandia en uno de sus viajes.  Al finalizar el conflicto bélico, Thompson decidió trasladarse a Bangkok y, tras observar la calidad de la seda Tailandesa, construyó en unos pocos años un imperio dedicado al comercio de artículos de este material, que aún perdura hoy en día. En unas vacaciones de Semana Santa  de 1967 en el Norte de Malasia, Thompson  salió de su habitación para  nunca jamás ser visto otra vez. Hoy en día se puede visitar su preciosa casa formada por seis diferentes construcciones tradicionales en madera de Teca, compradas a diferentes propietarios y en diferentes lugares de Tailandia, decoradas interiormente con un gusto exquisito.

Ubicada en el Soi  Kamsensan , enfrente de la parada  de BTS de National, abre sus puertas de 9 a 5 de la tarde, la entrada sale 100 bhats (2,5 euros ) y su interior se visita con un tour guiado en  inglés.

Lugares de interese en Bangkok

Espero que con este artículo os haya ayudado a seleccionar los lugares que visitar en Bangkok durante vuestro viaje a Tailandia . No obstante os dejo una guía de Bangkok  por si queréis ampliar información.

Si vais de viaje a Bangkok y tenéis algún comentario que hacer sobre estas visitas, o algo más que añadir o preguntar, no dudéis en dejar vuestro comentario.Y si os ha resultado útil lo que habéis leído, por favor, compartidlo en las redes sociales.

1 Comentario en Cinco lugares que visitar en Bangkok

  1. Tuvimos la suerte de visitar estos lugares que aparecen en este post y desde mi punto de vista la Casa de Jim Thompson no fue para mi algo prioritario.
    Nosotros visitamos la Terraza del Sirocco una noche para tomar una copa y ver las vistas desde la ciudad y me pareció, a mi modo de ver, una visita que si vais con tiempo vale la pena hacer. La copa no es barata, pero es agradable estar un rato allí por las vistas.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*